El partido de fútbol más importante: la lucha contra el cambio climático

El partido de fútbol más importante: la lucha contra el cambio climático

El fútbol es así. Llega a todos los rincones del planeta. El problema es cuando lo hace en avión para recorrer distancias ínfimas. Frente al desprecio y la falta de sensibilidad hay que sacar la tarjeta roja. No por capricho, sino porque no podemos seguir sin pensar en que nuestras acciones tienen mucho que ver con la situación del planeta, con lo que el cambio climático nos está haciendo.

El pasado lunes, el entrenador del Paris Saint-Germain, Christophe Galtier, fue preguntado en rueda de prensa por su viaje en avión privado de París a Nantes; un viaje de menos de 2 horas en tren y unas 100 veces más contaminante en avión. Galtier respondió mofándose “si podían viajar en un carro con velas”, a lo que siguieron las risitas del jugador Kylian Mbappé.

 

 

🔴ACCIÓN 🔴

Con la misma ironía, Greenpeace ha querido mostrarles que se puede y se debe ser ejemplar, plantando un carro con velas delante del estadio del PSG, antes del partido frente a la Juventus de Turín.

 

Las personas influyentes pueden hacer mucho para luchar contra el cambio climático. Pueden ser ejemplo que será emulado por todas las personas aficionadas al fútbol en todo el planeta. El sarcasmo y los jets privados hacen mucho daño al planeta, y por tanto, a nuestra vida. Este verano hemos sido testigos de lo que el cambio climático está causando, haciendo que las olas de calor, los incendios o las lluvias torrenciales sean más violentas y frecuentes.

Kylian Mbappé y Christophe Galtier ya han pedido disculpas, pero han de ser solidarios con quienes sufren las peores consecuencias del cambio climático. Seguro que en Pakistán hay seguidores de su equipo que están sufriendo la peor inundación de la historia del país.

 

En Greenpeace queremos que los clubes de fútbol nos ayuden a ganar el partido más importante: la lucha contra el cambio climático. En nuestra liga también hemos visto algunos viajes en avión sin sentido que se podrían sustituir por una alternativa menos contaminante como es el tren. Los vuelos cortos son especialmente dañinos para el clima, ya que la mayor parte de las emisiones se producen durante las operaciones de despegue y aterrizaje. 

Por eso desde Greenpeace trabajamos para restringir estos vuelos cortos cuando exista una ruta equivalente en ferrocarril. Y desde la Comisión Europea ya se trabaja en una fiscalidad verde para que los vuelos privados empiecen a abonar impuestos por el combustible que consumen, ya que ahora están exentos.

 

Por si te lo perdiste:

👉Queremos ganar la liga, también contra el cambio climático

¡Pídele a tu equipo que evite los vuelos cortos!

 

Source link

#partido #fútbol #más #importante #lucha #contra #cambio #climático

Contestar

Your email address will not be published.

dos × dos =