Sin agua no hay pueblos, #MacrogranjasNO – ES


Hoy nace el proyecto de Greenpeace “Sin agua no hay pueblos. El derecho al agua limpia”. Y, lo primero que quiero hacer, incluso antes de explicar de qué se trata, es expresar el más profundo agradecimiento a las entidades, que de forma desinteresada y altruista, van a colaborar en él. Desde aquí, de nuevo, os digo: ¡Un millón de gracias! Sin vosotras, esto sería imposible.

Y las voy a nombrar una por una, porque se lo merecen. Son:

Plataforma Salvemos Castilléjar (Andalucía), Plataforma Hoya Huesca Viva (Aragón), Plataforma en Defensa de los Acuíferos de Guadalajara (Castilla la Mancha), Pueblos Vivos Zamora (Castilla y León), Asociación Defensa Derechos Animal – ADDA (Cataluña), Valencia Animal Save (Comunidad Valenciana), Asociación para la Defensa de la Naturaleza y los Recursos de Extremadura – ADENEX (Extremadura), Movemento Ecoloxista da Limia – MEL (Galicia), Plataforma-Asociación Salvemos El Arabí y Comarca (Murcia) y Asociación Ecologista ALNUS (Navarra). En Baleares y Madrid se llevará a cabo por Greenpeace.

Pero ¿de qué va este proyecto?

Este proyecto se integra en la campaña #hablaRural de Greenpeace y con él queremos poner en marcha una red ciudadana de vigilancia de la contaminación del agua por nitratos a nivel estatal. Se trata de una iniciativa colaborativa que tiene un triple objetivo:

  • ampliar el conocimiento sobre la contaminación del agua por nitratos en España
  • visibilizar la grave situación en la que se encuentran los recursos hídricos y la importancia de conservar la buena calidad del agua
  • estimular la defensa del derecho al agua limpia y la denuncia de los proyectos que lo amenazan, en particular exigir el fin de la ganadería industrial.

Por cierto, ¿te has enterado de que en poco más de un mes nuestra petición para acabar con la ganadería industrial ya ha recogido más de 100.000 firmas? Sí, lo has leído bien. ¡Cien mil! Me encantaría que llegáramos a las 500.000… Y podemos hacerlo si nos ayudas. Firma y difunde todo lo que puedas.

“El agua limpia es indispensable para la salud humana y los ecosistemas naturales” dice la Comisión Europea y sin embargo vemos como muchos ecosistemas están siendo afectados por la contaminación por nitratos y cómo incluso muchos pueblos se están quedando sin agua potable por este motivo.

¿Cómo lo vamos a hacer?

Muy sencillo. Hemos puesto a la disposición de cada entidad un medidor de nitratos. Con este aparato, y siguiendo una metodología que hemos desarrollado, medirán la concentración de los nitratos en el agua y volcarán los datos en un formulario. Desde Greenpeace los trataremos y los haremos públicos. La información oficial sobre contaminación del agua es muy difícil de encontrar y con este proyecto queremos que esos datos sean muy accesibles y visibles.

Documentación impacto industria ganadera en la comarca de A Limia
Documentación de la contaminación derivada de la industria ganadera en la planicie de A Limia, Ourense, especialmente la presencia de nitratos. ©Greenpeace/Pedro Armestre
¿Por qué lo ponemos en marcha ahora?

El agua es uno de los recursos vitales del planeta, pero la seguimos contaminando, incluso sabiendo que es un recurso limitado y finito. Y cada vez va a ser más escasa. Esta es una de las consecuencias de la crisis climática en la que estamos inmersos.

Lamentablemente, debido en gran medida al crecimiento exponencial de la agricultura y ganadería industriales en España, la calidad de las aguas subterráneas y superficiales en nuestro país es muy preocupante. Tanto es así que la Comisión Europea abrió un procedimiento de infracción contra España en el año 2018 y como seguimos sin hacer los deberes, nos envió un dictamen motivado en julio de 2020 donde se exige se pongan en marcha medidas urgentes. Como consecuencia, el Gobierno puso en marcha la modificación de la legislación sobre nitratos, pero el borrador presentado es claramente insuficiente para revertir esta dramática situación. Le falta ambición. Le falta ir a la raíz del problema.

Por otro lado, ante el aumento de las presiones a las masas de agua, las redes oficiales de monitoreo son claramente insuficientes. ¿Adivina cuántas estaciones de control en aguas subterráneas miden la concentración de nitratos? De acuerdo con el último informe del Ministerio para la Transición Ecológica 4.157. ¡Unas 8,2 estaciones por cada 1.000 km2! ¿A que hacen falta más? Con este proyecto queremos, modestamente, ampliar este control y que esté en manos de las personas y exigir que la red de control oficial sea mucho más amplia. Esto ayudará a actuar de forma preventiva, porque ahora es el momento de evitar otra futura crisis, la del agua.

Por otro lado, en iniciativas recientes de Greenpeace en Galicia y Navarra vimos cómo las macrogranjas están envenenando el agua. Con este proyecto queremos comprobar lo que está ocurriendo en otros puntos del territorio.

¿Quieres saber un poco más sobre el proyecto y los nitratos? Mira este pequeño documento.

Como has visto, nos falta por cubrir cinco CCAA (Asturias, Canarias, Cantabria, La Rioja y País Vasco). Si conoces a entidades que puedan estar interesadas en colaborar en este proyecto les puedes mandar este formulario para que se inscriban.

Empecé este artículo agradeciendo y lo voy a terminar con otro agradecimiento. A todas las personas socias de Greenpeace. Su apoyo económico es lo que nos ha permitido comprar estos aparatos y poner en marcha este proyecto. ¡Muchas gracias!

¡El agua limpia es un derecho! Y lo vamos a defender. ¡Macrogranjas NO!

FIRMA Y COMPARTE

Luís Ferreirim - autor del blog.

Luís Ferreirim

Licenciado en Filosofía por la Universidade Nova de Lisboa. Post-grado en Filosofía de la Naturaleza y del Medio Ambiente por la Universidade de Lisboa. Responsable de la Campaña de Agricultura en Greenpeace España. Twitter: @LFerreirim

53
posts



Source link

Leave a Reply

Your email address will not be published.